El Ministerio de Fomento confirma que la sanción que corresponde a la empresa de transporte por la realización de transportes públicos o privados utilizando conductores que carezcan del certificado de aptitud profesional o de la tarjeta de cualificación (CAP) en vigor, conlleva una sanción de 2.001 euros, que se reducirá a 601 euros en el caso de que el conductor obtenga la tarjeta CAP dentro de los seis meses siguientes a la fecha de la denuncia.

En cualquier caso, desde Ducco Formación ponemos a su disposición nuestro departamento de Consultoría para cualquier duda o consulta que le pueda surgir.

Sin otro particular, esperando le resulte de interés, reciba un cordial saludo.